Ciberseguridad: cuál es la importancia de la protección de datos y la identidad

La era digital trajo consigo más rapidez y efectividad en muchos sectores pero así también diversos problemas o conflictos en torno a la seguridad que comenzaron a salir a luz una vez utilizadas sus herramientas.

El avance de la tecnología y la digitalización en los procesos están conformados también por amenazas cibernéticas las cuales evolucionan y cambian constantemente, por eso la protección de nuestros datos y la identidad debe ser una prioridad y elementos de suma importancia a considerar.

Al ser un fenómeno global, muchas empresas toman la decisión y responsabilidad de profundizar la concientización sobre esta problemática que cruza todos los aspectos de la vida y los segmentos de negocio,  empresas y organizaciones, sin distinción según tamaño o si son del ámbito público o privado.

Según expertos, el número de ciberataques está en aumento, tanto para empresas como para ciudadanos. Entre las amenazas más frecuentes aparecen, el phishing, el malware, el ransomware, entre otros. Los mismos pueden aumentar si no se toman los recaudos necesarios para estar un paso adelante de los cibercriminales. 

Las empresas a nivel mundial, ya desde hace tiempo, usan la nube para desarrollar su negocio, por ende los archivos en la nube contienen datos confidenciales, por lo que es fundamental su protección. Es por ello que resulta clave seguir informando sobre cómo proteger los datos y la identidad de las personas y reforzar la idea de que la prevención es una responsabilidad compartida entre las empresas y la legislación gubernamental.

Seguridad de los datos en la nube

El auge del cloud computing está conectando a millones de usuarios y compañías alrededor del mundo. El mismo ofrece servicios a través de la conectividad y gran escala de Internet; en este sentido es que democratiza el acceso a recursos de software de nivel internacional, pues es una aplicación de software que atiende a diversos clientes. La multilocación es lo que diferencia a la computación en la nube de la simple tercerización y de modelos de proveedores de servicios de aplicaciones más antiguos. 

En relación a esto, una tendencia que también ha aumentado es la urgencia en torno a la seguridad de datos y el cumplimiento con la regulación vigente. Es aquí donde ser consciente del valor de la información que compartimos en la nube y de las medidas de seguridad que se deben sumar, es clave para evitar que alguna acción nos pueda perjudicar en el futuro. 

Una empresa u organización puede tener el mejor sistema de seguridad y protección de datos pero, también, las mismas personas y usuarios son quienes deben tomar los recaudos necesarios a la hora de manejar la información en una nube privada o pública.

Es una realidad innegable que en este contexto, las vulnerabilidades llegan con más rapidez a medida que crecen las tendencias digitales, por lo que es necesario elevar los estándares de seguridad en la nube. Los dispositivos móviles también forman parte del día a día de las personas y tienen un protagonismo cada vez más importante en el traslado y manejo de los datos personales y laborales. 

Hoy en día, existen diversas soluciones fáciles de implementar que ayudan a mejorar la seguridad de dispositivos móviles de forma rápida y efectiva. Una de ellas es la protección biométrica de la identidad, y gracias a esta tecnología, compañías alrededor del mundo pueden facilitar accesos y la revisión de credenciales, al igual que prevenir ciberataques que ponen en riesgo la reputación de empresas y entidades.

¿Qué es la protección biométrica de la identidad?

La biometría es un método automático de reconocimiento de individuos, basado en características biológicas (anatómicas) y de comportamiento que pueden medirse. Si bien en la mayoría de los casos éstos se relacionan con características fisiológicas como la forma del cuerpo, la distancia entre los puntos del rostro y la geometría de la mano, también pueden incluir patrones como el tono de voz y el comportamiento transaccional. 

Las medidas de seguridad que utiliza la biometría resultan ser de mucha seguridad para el usuario, ya que la información necesita ser validada con la persona en el momento: una selfie, el escaneo de la huella dactilar, el reconocimiento de voz. 

La Ciberseguridad, entonces, no debe ser pasada por alto ya que la prevención del fraude  y la protección de la identidad son cuestiones a actualizar constantemente y estar alertas; estos deben ser tema de agenda permanente para todos los actores de la sociedad.

Leave a Comment