Últimos artículos sobre préstamos, finanzas personales, fintech, ¡y más!

Créditos bancarios o fintech: ¿Cómo financiar las compras en tiempos de inflación?

La situación inflacionaria en Argentina amerita revisar nuestras finanzas. En esta nota te explicaremos qué te conviene elegir para financiar tus consumos.

A las fintech se las conoce como empresas de tecnología financiera. Su nombre surge de  acoplar las palabras en inglés ‘finance’ y ‘technology’, que en español se traducen como, “finanzas” y “tecnología”. Por lo tanto, las definimos como empresas que incorporan esas nuevas tecnologías a sus procesos y brindan servicios relacionados con las finanzas. 

Los protagonistas de esta revolución de startups fintech son desde bancos digitales y billeteras virtuales hasta mercados de criptomonedas o marketplaces de productos financieros. De esta forma, son los encargados de redefinir la manera de interactuar con sus usuarios, entendiendo mejor sus necesidades e incorporando la tecnología para poder proveerles mejores soluciones y servicios.

Propósitos principales de las fintech

  • Agilizar los procesos de pagos, transacciones y banca online.
  • Desarrollo de la infraestructura para los servicios financieros a través de data science, big data, business intelligence y blockchain, entre otros.
  • Mejorar la ciberseguridad y el desarrollo de sistemas para la seguridad en las bases de datos.
  • Gestionar los activos digitales, las criptomonedas y mejorar la política monetaria alternativa.
  • Gestionar de forma automatizada los procesos financieros online.
  • Llevar a cabo actividades de crowdfunding (financiación colectiva).

Presentan ciertas ventajas en comparación a la banca tradicional ya que no solo facilitan la manera de acceder a los productos, sino que también generan una mayor oferta y, consecuentemente, mayor competitividad, generando así productos y servicios de mejor calidad y accesibles a todo el mundo.

Para entender más sobre esto, te recomendamos que leas nuestra nota sobre las diferencias principales entre los bancos tradicionales y las fintech

¿Cómo funcionan los créditos bancarios?

Lo que conocemos mundialmente como el banco posee dos principales fuentes de dinero que son los depósitos a la vista y los plazos fijos. El primero, es el dinero que está en la cuenta de los clientes y que siempre está disponible para ser retirada. Mientras que el segundo, es el método por el cual los bancos les pagan a las personas que depositan su plata en esa institución una tasa de interés (pasiva) por dejarla inmovilizada durante un tiempo determinado.

Así mismo, la industria bancaria utiliza una parte de esos fondos que tienen para prestarlos a personas y empresas que los necesitan, y a cambio les cobran una tasa de interés. Dicha tasa de interés activa que cobran suele ser mayor a la que pagan cuando captan depósitos (pasiva). 

Si pensamos en definir un crédito bancario decimos que es el monto monetario que una entidad financiera pone a disposición de su cliente, particular o empresa, acordando unas condiciones de devolución de las cantidades dispuestas sobre el total.

El banco es el encargado de abrirnos una línea de crédito y nosotros disponemos de la parte necesaria. Al final, tendremos que devolver esta cantidad dispuesta con intereses. Una de las formas más habituales de acceder a ellos es la tarjeta de crédito.

La obtención de dicho crédito es generalmente un proceso sencillo. Todas las entidades permiten a sus clientes solicitarlos online en sus páginas web. Resumimos los pasos más habituales:

  1. La solicitud: el cliente accede a su cuenta en la página web y solicita la cantidad y las condiciones de dicho crédito.
  2. Al llegar al banco la propuesta, el mismo realiza un estudio de viabilidad. También van a comprobar que su cliente no aparezca en listados de morosidad o similares.
  3. Cuando se aprueba el crédito, se realiza un apunte en la cuenta asociada y se hace llegar al cliente el contrato y en su caso, la tarjeta. En el documento se va a especificar la duración, renovaciones, intereses acreedores de la cantidad dispuesta, monto total o comisiones.
  4. El cliente lee el contrato y lo firma si está de acuerdo. A partir de ese momento, ya podrá disponer del dinero en cuestión para realizar sus pagos o compras.

¿Cuál me conviene para financiar mis consumos en Argentina? 

Teniendo en cuenta la elevada inflación de nuestro país que mencionamos en un principio, observamos cómo las personas eligen cubrirse ante ella mediante el adelanto de compras de bienes. Existen también otras formas, como un préstamo en un banco o una fintech, cuotificar consumos en distintas apps o apelar a la tradicional tarjeta de crédito.

Para tomar la decisión adecuada de cuál elegir, es conveniente prestar atención y comparar el costo financiero de cada una. Esto va a depender siempre del perfil crediticio del interesado, así como también de si es cliente o no de un banco tradicional y si percibe su sueldo en esa entidad.

Lo que se estuvo observando es que los consumos con tarjeta de crédito y los préstamos personales en entidades financieras cayeron en términos reales. En cambio, si evaluamos el mundo fintech se lo considera como una alternativa más accesible para un mayor número de personas, que solicitan montos menores y a tasas algo más elevadas.

Dejaremos un par de cifras orientativas para entender en escala cómo se vive a nivel país. En primer lugar, según First Capital Group, en julio los préstamos personales presentaron un alza del 64% interanual, por debajo de la inflación del mismo lapso (71%). 

En un panorama más amplio, presentamos que Argentina cuenta con más de 330 empresas que se ubican dentro de este sector fintech. Dentro de estas, se destaca que el 20% de las mismas se crearon desde el inicio de la pandemia, evidenciando el crecimiento que tuvo el sector en el último tiempo. 

Otras cifras que reflejan el boom de los usuarios de fintech en el país son los 30 millones de CVU (cuentas virtuales), diez veces más de las que había en Argentina en el 2020, el 122% mas de descargas de app financieras que hubo en 2021 en comparación con el 2020, y finalmente, que el 56% de los argentinos se inclina hacia las opciones digitales para administrar sus finanzas por sobre los canales tradiciones.

Otra opción para financiar tus consumos

Alprestamo conecta a las personas que buscan un préstamo con entidades financieras y bancos que quieran otorgarlos. Se destaca que gran parte de los usuarios utilizan los fondos para reformas del hogar, saldar deudas, cubrir emergencias o para la compra de bienes durables.

Al funcionar como un marketplace de productos financieros, podrás obtener una amplia gama de productos financieros de distintas entidades formales y elegir el perfecto para tus necesidades e intereses.

El funcionamiento es simple y eficiente ya que podés completar un formulario con datos básicos y en sólo 30 segundos tendrás diferentes ofertas acorde a tu perfil crediticio

Este tipo de funcionamiento rápido, eficiente y gratuito, es lo que lo hace parte del universo fintech. Somos una empresa adherente a la Cámara Argentina de Fintech, lo que se traduce como signo de confianza y seguridad.

últimas noticias
noticias relacionadas