Últimos artículos sobre préstamos, finanzas personales, fintech, ¡y más!

Deudas: cuál es la mejor manera de saldarlas

¿Qué hacer cuando tienes deudas y no puedes pagarlas? En el siguiente artículo te brindamos algunos consejos para consolidar y saldar las cuotas pendientes de tus préstamos, del carro, seguros o tarjeta.

Las deudas suelen traer preocupaciones y estrés para la mayoría de las personas, ya que en muchas ocasiones se vuelven incontrolables y se genera la famosa “bola de nieve”. Por eso es importante tener en cuenta qué estrategia me conviene realizar para mantener mis finanzas personales en orden.

Hacer compras en muchas cuotas, contar con un crédito a pagar en muchos años, entrar en un plan de ahorro para poder comprar el carro, pagar mínimo de la tarjeta, y así podríamos estar un largo rato enumerando ejemplos de cómo las deudas se pueden acrecentar y nuestras finanzas se pueden desestabilizar. A continuación te aportamos algunos datos para evitar esto.

¿Qué es una deuda?

Una deuda es un compromiso de pago hacia otra persona o entidad, la cual por lo general, es dinero. En otras palabras, es una obligación que tiene una persona física o jurídica para cumplir sus compromisos de pago.

Tener una deuda puede generar inconvenientes en las finanzas personales, pero existen alternativas de cancelarlas y hacer de esto un problema menor. Con organización, constancia y conciencia es necesario que se transforme en un problema.

¿Qué hacer si tengo deudas que no puedo pagar?

Lo primero que hay que tener en cuenta es aclarar el panorama y situación personal para ver “dónde estamos parados” y en base a eso tomar una decisión. Por lo tanto, lo primero a realizar es una lista con ingresos y egresos para saber cuánto entra y cuánto sale para ver si este factor se puede reducir.

Al ver estos enumerados de una forma clara, resulta más fácil reconocer qué gasto se puede recortar o eliminar. Por otro lado, también es necesario detectar y analizar los compromisos pendientes, es decir, las deudas personales.

Una buena idea para encarar este punto, es armar una lista detallada que incluya: tipo de deuda (particular o a una institución financiera), monto de la cuota mensual y tasa de interés.

Además, es importante clasificar todas tus deudas para determinar el grado de prioridad de cada una, las más urgentes serán aquellas con mayor tasa de interés, con vencimiento más cercano o con consecuencias más graves, como la pérdida de una vivienda.

Este análisis te permitirá no solo mantenerte ordenarte sino también, poder tener una visión global de tu situación financiera para saber cuánto podés gastar mensualmente. Una vez ordenadas tus finanzas, puedes recurrir a una financiación donde puedas cubrir todas tus deudas personales en un único pago y así consolidar todas las deudas.

¿Qué es la consolidación de deudas?

Poder consolidar deudas es una manera de hacer que el pago de las deudas sea más fácil. ¿Por qué? Porque en lugar de realizar muchos pagos mínimos en distintas cuentas, esta estrategia permite unificarlos en una sola cuota a pagar a una misma cuenta a través de un préstamo.

¿Cómo consolidar mis deudas?

Una de las maneras de poder consolidar deudas es a partir del acceso a un préstamo personal. Habrá que tener en cuenta el monto del préstamo solicitado, pero tomando este se pueden cancelar las otras deudas – pequeñas o grandes – convirtiéndolas en una sola.

En este caso, solo se pagará una cuota con una tasa de interés distinta y plazos nuevos.

Esta es una alternativa que puede ayudar a aliviar la presión económica, contar con más liquidez y evitar entrar de forma negativa en el reporte de crédito en los distintos burós.

Es importante considerar que el nuevo préstamo, tenga una menor tasa de interés que las que pagas actualmente, sino no será rentable. También, el pago total mensual que se hará deberá ser más bajo que el actual pero el tiempo de pago será mayor a tus cuotas actuales.

La mejor alternativa al estar endeudado es buscar una solución rápida, antes que se atrasen los pagos y la situación parezca imposible de solucionar, pero tampoco hay que caer en la desesperación y tomar “créditos rápidos” con cláusulas abusivas y tasas de intereses altísimos, lo que nos llevará a un mal camino. 

Definir un plan de acción es ideal para salir ganando. Por eso es importante saber que si contraes una deuda, la puedas pagar y así poder retomar el control de tus finanzas y no caer en mora con tu nuevo crédito.

¿Cómo obtener un préstamo para saldar deudas?

A diferencia de la banca tradicional, las fintech son empresas caracterizadas por la tecnología, la agilidad, rapidez y eficiencia. En este sentido, vinieron a traer soluciones para millones de personas; por ejemplo en alprestamo.com puedes obtener diferentes ofertas acorde a tu perfil crediticio en tiempo record. Solo es necesario completar un formulario con datos básicos y en 30 segundos podrás visualizar diferentes opciones para ti.

Así, los usuarios se ahorran mucho tiempo y dinero, ya que no tienen que recorrer diferentes bancos y contar con muchos requisitos para poder obtenerlos.

En resumen, lo mejor es no endeudarse para evitar entrar en una situación donde difícilmente se pueda salir, pero si llega a tener deudas por distintos motivos, consolidar tus deudas es una gran opción para organizar tus finanzas y ¡evitar que el reporte de crédito sea negativo! Una vez que hayas logrado tu equilibrio financiero, haz todo lo posible por mantenerlo.

últimas noticias
noticias relacionadas