Últimos artículos sobre préstamos, finanzas personales, fintech, ¡y más!

Dólar ahorro vs. subsidios, ¿qué me conviene?

El Gobierno prohibió la compra del dólar ahorro (200 mensuales) para quienes reciban subsidio de luz y gas. En esta nota analizamos si es mejor optar por el subsidio o el cupo de moneda extranjera.

El Gobierno anunció que las personas que hayan solicitado y consigan mantener subsidiados parte de sus consumos de luz y gas -ambos o alguno de ellos- no podrán acceder al cupo mensual de u$200 de dólar ahorro. La exclusión de acceso al mercado se enmarca en el criterio general definido por el Banco Central (BCRA) que ya deja fuera a todas las personas que reciben subsidios o planes de asistencia del Estado Nacional, como la Asignación Universal por Hijo (AUH), así como también quienes hayan cobrado IFE o parte de su salario en alguna entrega del programa ATP durante la pandemia.

Desde que se habilitó la opción, más de 25.000 personas decidieron dar de baja su solicitud del universo de casi 10 millones que completaron el Registro de Acceso a los Subsidios a la Energía (RASE) para mantener la ayuda estatal. Si bien una parte de este universo ya estaba excluido del mercado cambiario oficial por otras causas, es cierto que sucedió luego de que el Gobierno anunciará que quienes reciban subsidios en su factura quedarán excluidos de la posibilidad de adquirir su cupo de dólar ahorro.

En la Argentina hace tiempo que operan los cepos. El cupo de 200 dólares mensuales llegó durante el gobierno de Mauricio Macri y desde ese momento se fueron acumulando restricciones y condiciones. Se sumó el impuesto PAIS (un recargo del 30%), después un recargo del 35%, que aumentó a 45%, a cuenta de Ganancias o Bienes Personales. Luego, el Banco Central impidió que compren dólares en el mercado oficial beneficiarios de un plan o programa de Anses. El último super cepo que lanzó la entidad a fin de julio fue para aquellos que hayan accedido al dólar MEP (también conocido como dólar bolsa) o CCL en los 90 días anteriores. También quienes operen Certificados de Depósitos Argentinos (más conocidos como Cedears), criptomonedas y obligaciones negociables quedarán excluidos para acceder al cupo mensual de hasta 200 dólares en el banco. 

Se suman a esta lista también personas sin ingresos declarados o “consistentes”, cotitulares de cuentas bancarias, quienes hayan refinanciado algún saldo de la tarjeta de crédito a 12 meses, monotributistas que hayan tramitado los créditos a tasa cero, los titulares de créditos UVA y los dueños de pymes que hayan recibido créditos al 24%. A esta larga lista, se rumoreaba que se sumarían quienes reciban subsidios y fue confirmado por el Gobierno. 

¿Qué me conviene?: subsidios o comprar dólar ahorro

La decisión dependerá del nivel de consumo de cada familia y los ingresos. Es importante destacar que cerca de la mitad de las personas que completaron el formulario RASE no logran ahorrar lo suficiente como para poder comprar dólares. En caso de estar dentro del universo que aún puede acceder al cupo de dólares mensuales que se puede comprar en BCRA debe analizarse la diferencia entre el costo de los “dólares ahorro” y el mercado blue contra el valor de los subsidios que dependerá de los gastos de cada usuario y el valor de la factura. 

Sumado a esto, no es posible definir la brecha entre el dólar ahorro y el dólar blue ya que está sujeto a las cotizaciones. La cuenta que hay que hacer es la siguiente: 

Actualmente, para comprar 200 “dólares ahorro” (cotización $244) son necesarios cerca de $49.000. Mientras que, para comprar 200 dólares en el mercado blue ($270) se requieren $54.400. Por lo tanto, hay una diferencia a favor de $5.400. Por lo tanto, si el monto subsidiado que se perderá (que figura en las boletas de gas y luz) es menor a los $5.400, conviene renunciar a los subsidios y optar por mantener la posibilidad de comprar el cupo mensual de $200 dólares ahorro. Mientras que, por el contrario, si supera esa diferencia y el monto subsidiado es mayor a $5.400 será “negocio” mantener los subsidios. 

¿Cómo dar de baja el pedido de subsidios? 

El trámite se hace de forma online o de manera presencial en las oficinas de Anses. 

  1. En primer lugar, hay que acceder al sitio oficial de la Segmentación Energética y seleccionar la opción “Modificar o eliminar la solicitud” que se encuentra a la derecha del formulario de inscripción identificado con un botón celeste. 
  2. A continuación, es necesario ingresar el número de DNI de la persona que realizó la gestión y el número de gestión de la solicitud, el cual el usuario recibió en el mail ingresado al momento de inscribirse.
  3. Luego debería abrirse una nueva página en donde figurarán todos los datos que fueron ingresados en la solicitud.

Por último, deberás seleccionar la opción “Eliminar mi solicitud” y volver a cliquear sobre “confirmar” para concluir la baja del pedido. 

últimas noticias
noticias relacionadas