Últimos artículos sobre préstamos, finanzas personales, fintech, ¡y más!

El Gobierno busca formalizar a los trabajadores de la economía popular con un nuevo monotributo

El gobierno de Alberto Fernández presentará un proyecto de ley que busca formalizar a millones de trabajadores mediante un nuevo monotributo. Esta iniciativa apunta a incentivar a los trabajadores del sector informal a que se registren en este nuevo monotributo. Para lograr esto, el proyecto de ley contempla que los nuevos inscriptos tendrán, durante cuatro años, una reducción significativa de los aportes mensuales que deben hacer.

Con este cambio en el formato actual del monotributo, el Gobierno intentará dar un paso en su anunciada lucha por formalizar el empleo y reducir la dependencia de los planes sociales. Desde el oficialismo aseguran que un cambio en el régimen actual del monotributo para pequeños contribuyentes facilitará la inclusión social, la formalización laboral y garantizará el acceso a la jubilación y a la cobertura de salud para miles de trabajadores de la economía popular que actualmente son informales. 

Los beneficiarios serán los monotributistas de la categoría A, B y C que se inscribieron a partir del 20 de marzo de este año. Es decir, el Estado se hará cargo del componente impositivo que implica estar dentro de las categorías A, B y C. También se implementarán medidas de “antiabuso” para que el Gobierno se asegure que estas facilidades e incentivos sean aprovechados por quienes más lo necesitan.

Los nuevos monotributistas serán beneficiarios de las coberturas de salud disponibles a través de los programas nacionales del Ministerio de Salud de la Nación al momento de solicitar atención efectiva en cualquier centro de atención primaria de la salud (CAPS). Además, al estar inscriptos en el régimen del monotributo, estos aportarán para su jubilación, al igual que el resto de los empleados formales. 

Requisitos para inscribirse

  • Ser mayor de 18 años.
  • Estar inscripto en el Registro Nacional de Trabajadoras y Trabajadores de la Economía Popular (ReNaTEP).
  • No ser titular de más de dos inmuebles. No ser titular de más de tres automóviles. En ambos casos -inmuebles y automóviles- uno de esos bienes debe estar afectado al emprendimiento económico.
  • Requisitos actuales adicionales del ReNaTEP: No ser empleador, ni ser contribuyente del Impuesto a las Ganancias y poseer un máximo de 3 actividades independientes.

Financiamiento para la economía popular

El Registro Nacional de Trabajadores y Trabajadoras de la Economía Popular busca reconocer, formalizar y garantizar los derechos de los trabajadores de la economía popular para que accedan a herramientas que les permitan potenciar su trabajo. Ser parte del mismo les permite acceder a programas de trabajo, seguridad social y capacitación; participar de redes de comercialización y tener acceso a herramientas crediticias y de inclusión financiera.

Para promover el financiamiento y el crecimiento del sector de la economía popular, el Estado creará el Fondo Fiduciario para la Promoción del Crédito No Bancario. Este ente será administrado por el Fondo de Garantía de Sustentabilidad y por el Ministerio de Economía, y recibirá aportes del Estado Nacional, de las provincias y de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. 

El objetivo de esta iniciativa es impulsar el acceso al financiamiento del sector de la economía popular, a través del otorgamiento de créditos productivos; bonificación de tasas y promoción de la capacitación y asistencia técnica. 

Hacia la desprecarización laboral

Se estima que en Argentina hay alrededor de cuatro millones de trabajadores informales. Esto es aproximadamente un tercio de todos los trabajadores. Este cambio en el régimen actual del monotributo apunta a reducir este número de trabajadores informales para sumarlos al circuito formal. Esto hará que los trabajadores gocen de los beneficios garantizados por las leyes laborales, como la cobertura de salud y el derecho a cobrar la jubilación. Además, el Estado, al encargarse del componente impositivo mensual que implica estar inscripto al monotributo, apunta a aliviar las cargas económicas para estos nuevos monotributistas. La medida busca ser un puente para que en un futuro estos trabajadores aporten los impuestos correspondientes y gocen de los derechos que las leyes laborales garantizan. Al estar dentro del espectro del trabajo formal y registrado, se reducirían los casos de precarización laboral.

últimas noticias
noticias relacionadas