Últimos artículos sobre préstamos, finanzas personales, fintech, ¡y más!

Exoneración del IVA en alimentos: cómo impacta en la economía

Enterate de una de las recientes medidas del gobierno para bajar los precios en algunos productos alimenticios.

En un contexto económico y social donde la inflación es una temática que preocupa y más aún hoy en día por la constante tendencia en alza en muchos países de la región, hay políticas que son emitidas por parte del gobierno.

En esta línea, los impuestos influyen e impactan de distintas maneras en la población. Si bien son un elemento clave de recaudación para el estado, en muchos casos puede perjudicar las finanzas de muchas familias. 

¿Qué es la ley para exonerar el IVA de los alimentos?

El proyecto de ley para exonerar el IVA mínimo, que representa el 10% del costo total, fue enviado al parlamento a principios de abril. La medida fue aprobada días después y se aplicará por un plazo de 30 días pero puede extenderse. 

Los productos involucrados en el proyecto son los panificados, los fideos, farináceos, y productos similares. Los mismos son considerados de consumo masivo por lo que implicaría una baja en los costos y podría facilitar el acceso a los mismos a la población más vulnerable.

Esta medida también tiene como objetivo contener la alza en los precios y desacelerar la inflación.

El escrito del proyecto menciona también que la evolución de los precios de algunos commodities (como el petróleo y los granos) “impacta en el precio de una gran variedad de productos, generando mayor presión inflacionaria”. Y Uruguay no se encuentra ajeno a esta situación; por lo que a raíz de la aceleración inflacionaria reciente, el gobierno entiende necesario “remitir este proyecto de Ley a la Asamblea General, como una de las medidas a implementar para contener el alza de precios actual”, indica el texto.

¿Qué impacto puede tener en la economía de las personas?

Al ser aprobada esta medida, los precios de un conjunto de alimentos bajarán y esto se producirá particularmente por un “sacrificio fiscal” y no pidiéndolo a las empresas. En este sentido, desde el sector ven positiva la medida del gobierno, teniendo en cuenta que las empresas vienen de tiempos difíciles causados por la pandemia.

Los alimentos son productos de consumo básico que tienen que estar en las mesas de los uruguayos. Mientras los precios en general tienden a subir, así como también la inflación, cada vez se hace más difícil poder adquirir todo lo necesario, por lo que se tiende a reducir esta canasta. Al exonerar el IVA de algunos productos, estos serán más accesibles y la idea es que tenga impacto en toda la población.

También generará una reducción de costos puntuales en los presupuestos de las personas, como así también aliviará en algún punto el bolsillo de los uruguayos.

Medidas previas

Previo al anuncio del plan de exoneración del IVA en los productos recién nombrados, el gobierno había anunciado que haría esto mismo pero con el asado de tira. Según había informado el presidente Lacalle Pou en una rueda de prensa: “Hay un acuerdo con los miembros de la cadena cárnica de no aumentar el precio de los cortes con hueso”, y señaló que iba a enviar un proyecto de ley al Parlamento, el que posteriormente allí fue debatido. El presidente aseguró que esta medida, significaría “un descenso de varios pesos” que “debería ser en el entorno de los $50”.

Al igual que en el asado, el beneficio tributario para contener el precio de los panificados y fideos también será, en principio, por un lapso de 30 días aunque podrá ser renovado y extenderse por más tiempo, según dijo el ministro de ganadería, Fernando Mattos.

Cuidados en el presupuesto mensual

A partir de la medida recién mencionada, es importante aprovechar hasta que la misma se encuentre vigente, para poder reducir gastos y en el mejor de los casos, poder “reservar” o ahorrar ese monto no gastado para el mes próximo. Sino será al menos un alivio en las economías familiares que vienen sufriendo la suba de precios.

últimas noticias
noticias relacionadas