Técnicas para mantener el valor del dinero

Luego de haber atravesado casi dos años desde el inicio de la pandemia, se observa en México un panorama de bajo crecimiento y dificultades para controlar la inflación, en tanto que hubo cifras históricas en este aspecto.

En este sentido, mantener el valor del dinero o de los ahorros en un contexto como este, es un gran desafío y se necesita pensar en diferentes estrategias para que la inflación no “se coma” nuestra capacidad de ahorro o los salarios.   

¿Qué se puede hacer para mantener el valor de tu dinero?

Muchos son los métodos de ahorro, algunos de ellos pueden ser a través de una cuenta de ahorro en el banco, o ir guardando el dinero restante en la alcancía, pero para elegir la mejor opción se debe tener en cuenta, entre otras cosas, el contexto del país ya que en algunos casos, luego de algunos meses pueden valer menos. Es por eso que saber invertir es una buena alternativa para impedir la depreciación del capital.

Existen diversos productos de inversión en el mercado mexicano donde las personas pueden colocar su dinero y recibir rendimientos por encima de la inflación, que para este año se prevé ronde en 4.42% según las proyecciones del Banco de México.

¿Cómo comenzar a invertir?

Una de las cuestiones fundamentales a considerar cuando se evalúa invertir, es pensar bien qué instrumento financiero conviene elegir y qué ganancia se podrá obtener a través de este. La clave sería escoger un método que de ganancias por arriba de la inflación para que el dinero mantenga su valor.

Las opciones para mover tu dinero son diversas: existen fintech, sofipos, casas de bolsa, cetesdirecto e instituciones bancarias que otorgan rendimientos desde 5% a 10% en inversiones a plazo fijo. A su vez, el universo de las criptomonedas se encuentra en pleno auge y es una gran alternativa para invertir de una manera diferente.

Una de las principales recomendaciones también es la diversificación: la clásica frase de “no poner todos los huevos en la misma canasta”. Esto colaborará a que si en una inversión existen movimientos de mercados que provoquen minusvalías (pérdidas virtuales), o la inversión no sale como lo esperado, el monto de tu dinero invertido no se vea alterado. Si en una “pierdes” en otras ganas.

¿Qué perfil de inversionista soy?

Invertir no es para todos, y a pesar de que esta práctica se suele hacer con regularidad, es importante definir qué perfil de inversionista sos, ya que a partir de esto se tomarán diferentes decisiones a la hora de arriesgar. Estos son: conservador, moderado o arriesgado.

Si quieres invertir pero prefieres tener tu dinero seguro aunque obtengas pocas ganancias, y que las inversiones reporten rendimientos fijos o previsibles, como depósitos a plazo fijo, fondos de inversión de deuda o cetes, entonces tu perfil es conservador.

Un inversionista moderado es aquel que buscará rendimientos favorables, pero sin asumir un riesgo alto. Este perfil busca mantener un balance entre rendimiento y seguridad. Las pérdidas en el corto plazo, no son consideradas como algo negativo, si en el largo plazo sabe que obtendrá ganancias. 

Por último, el inversionista arriesgado es tolerante al alto riesgo, tal como lo dice su palabra. Este es quien busca altos rendimientos, por lo que suele considerar asumir variaciones importantes en sus inversiones a cambio de tener una elevada rentabilidad en el largo plazo.

Leave a Comment