Uruguay, uno de los mejores países para emprender

El gobierno uruguayo ha tomado ciertas medidas para convertir al país en un lugar atractivo para invertir y para emprender. Te contamos qué fue lo que hicieron y cómo repercute esto en la economía.

Todos escuchamos cada tanto, más o menos seguido, que Uruguay es tierra fértil para emprendedores y que el gobierno hace sus esfuerzos por atraer más inversiones y nuevos emprendimientos. Pero, ¿es esto realmente así? ¿Qué significa y a qué se debe?

Bueno, por cierto, Uruguay se ubica cuarto en Sudamérica en el informe The Global Startup índex Report 2021, que desarrolla anualmente StartupBlink, líder mundial en asesoramiento sobre el crecimiento del ecosistema de emprendimientos basados en tecnología. Partimos de una base objetiva: en 2021, Uruguay estuvo en el top 5 de países para invertir. ¿Por qué? 

Ventajas del crecimiento del sector privado 

Por distintas razones, Uruguay viene creciendo económicamente en el último tiempo. Esto se traduce en mayores exportaciones, mayores salarios, creación de puestos de trabajo en el sector privado y más ingreso de divisas al país. De hecho, Uruguay tuvo récord de exportaciones el año pasado. 

Es un círculo virtuoso, las mejores condiciones económicas generan mayor riqueza y mejor nivel de vida promedio, la gente tiene más ahorro y más dinero para invertir y puede invertir en nuevos emprendimientos y negocios. Uruguay vive este buen momento. 

Ventajas otorgadas por el Estado uruguayo

La acción del gobierno es fundamental para que se logre el escenario económico que hoy se está viviendo. Han dado beneficios a aquellos que inicien nuevos negocios y a quienes inviertan, a modo de fomentar el crecimiento de la riqueza del país. 

Algunas de las cosas que hicieron son la incorporación de políticas integrales como la Ley de Inclusión Financiera, el otorgamiento de créditos fiscales a consumidores y comercios y la no regulación de precios, es decir, el fomento de la competencia. Además, hay hoy en día un clima de certidumbre y estabilidad jurídica que propicia la realización de inversiones.

La Ley de Inclusión Financiera exonera de tasas y tributos a la importación de insumos asociados a la innovación tecnológica del sector de electrónica o robótica. 

Además, el gobierno ha flexibilizado las condiciones para la obtención residencia por parte de extranjeros. Especialmente, con la mira puesta en argentinos disconformes con las políticas intervencionistas de su Gobierno y que poseen dinero para invertir y están dispuestos a hacerlo en el país vecino. 

Uruguay como hub tecnológico

Además de las medidas tomadas por el gobierno que mencionamos antes, el gobierno ha tomado decisiones tendientes a convertir a Uruguay en un referente tecnológico y a incrementar las exportaciones de ese rubro.

Al hablar de beneficios impositivos, es importante recalcar que Uruguay no computa el IVA (del 22%) en la exportación de servicios relacionados al software, siempre que sean realizados en suelo uruguayo y aprovechados en el exterior. Se devuelve el IVA en compras por estas operaciones con certificado de crédito, con el objetivo de no exportar impuestos. 

Además, en muchos casos, el gobierno otorga un certificado de “Interés Nacional” a ciertos negocios que cumplan con determinados requisitos y esto permite a las empresas acceder a mayores beneficios impositivos. 

Otra política es la de las zonas francas para el mercado tecnológico. Son áreas geográficas específicas que tienen como objeto promover las inversiones, diversificar la matriz productiva, generar empleo, incrementar capacidades de la mano de obra nacional, aumentar el valor agregado nacional, impulsar actividades de alto contenido tecnológico e innovación y promover la descentralización de las actividades económicas. En estas regiones, se puede gozar de exención de impuestos, siempre y cuando se haya presentado previamente el plan de negocios detallando cada detalle de la inversión y la generación de empleo del negocio.  

Todo esto se traduce en un ganar-ganar. Las empresas pagan menos impuestos, pero generando nuevos puestos de trabajo. 

Uruguay como cuna del emprendedurismo

Gracias a todas las facilidades mencionadas, el clima de negocios en el país ha florecido y esto ha desembocado en la creación de importantes empresas unicornios y start ups. Una empresa unicornio es una compañía que logra generar un valor de 1.000 millones de dólares durante su primer año de lanzamiento al mercado, aún sin haber ingresado a la bolsa de valores, y sin contar con el financiamiento de inversionistas u otras empresas más grandes. Suelen ser empresas tecnológicas que exportan servicios. 

En fin, todas las características del país y las medidas tomadas por el gobierno han contribuido a que Uruguay se ubique en el cuarto lugar de Sudamérica en el informe The Global Startup índex Report 2021 y que la economía siga creciendo. Como ya dijimos, es un círculo virtuoso, más empleos, significan más ahorros para las personas y eso se traduce en mayores inversiones y circulación de dinero. ¡Todos ganan!

últimas noticias
noticias relacionadas